jueves, noviembre 3, 2022
InicioSaludSignos de Hígado Enfermo, pero lo Peor es que NO todos lo...

Signos de Hígado Enfermo, pero lo Peor es que NO todos lo saben

El hígado es un gran órgano ubicado en la parte superior del abdomen, bajo las costillas, cerca de los pulmones, el estómago y el corazón. ¿Sabes? En esa área.

Hígado

Este tiene tres funciones principales:

  • Extrae nutrientes para la digestión
  • Almacena energía
  • Elimina toxinas provenientes de lo que ingerimos

Es decir, que el hígado, aunque muchos no lo saben, se encarga mantener estable nuestro organismo y además también se encarga de eliminar hasta las sustancias más tóxicas, aun cuando seamos nosotros los que elegimos consumirlas, como el alcohol, por ejemplo.

¿Cómo saber si el hígado está enfermo?

Muchas son las enfermedades pueden afectar el hígado, sin embargo, tienes algunos síntomas similares, los cuales podrían darnos una pista de que algo no está bien.

Repasemos cuáles son:

  • Náuseas
  • Fatiga
  • Ascitis o acumulación de gran cantidad de líquido en el abdomen. Al tenerla notaras distensión abdominal (como si fuera un embarazo), aumento de peso, malestar abdominal y dificultad para respirar
  • Sangrado digestivo, presente en las heces (quizás heces negras también) o el vómito
  • Ginecomastia, o desarrollo de mamas en los varones, debido a la acumulación de estrógeno
  • Ictericia, lo notarás con una coloración amarillenta en la piel, debido a la falta de metabolización de la bilirrubina.
  • Manchas de color púrpura en la piel y además sangrado por contusiones leves
  • Eritema palmar: coloración rojiza evitando el sector central de las palmas
  • Dolor abdominal: Si es en la parte superior derecha, es un signo de alerta pues se puede deber a un aumento de tamaño

¿Cómo prevenir daños en nuestro hígado?

Para cuidar al hígado y por tanto cuidar tu bienestar general, puedes seguir estos consejos:

  • Su trabajo es extraer nutrientes, así que trata de dárselos. Incluye en tu dieta productos frescos y una buena cantidad de verduras y cereales. Intenta balancear las grasas y que estas, al igual que los alimentos procesados, no dominen tu dieta
  • El alcohol debe consumirse con moderación, sin embargo, muchos confunden “moderación” con “hasta aquí puedo beber sin marearme”. En realidad, la resistencia no tiene nada que ver, lo realmente importante son los mililitros. En grandes rasgos podemos decirte que siete copas estándar de cualquier licor es el límite semanal para las mujeres; para los hombres este límite aumenta a catorce. 
  • No descartes las vacunas en caso de que tu médico te las recomiende para evitar la hepatitis
  • Cuidado con la automedicación, recuerda que estos se procesan en el hígado

Activos, pero sin excesos es la clave

TE PUEDE INTERESAR